> http://viralnews.es

El PP ningunea a C’s en la negociación del techo de gasto

Ciudadanos ha visto como, investido Rajoy, empieza a ser prescindible en las negociaciones con el Gobierno. En vísperas de que el Consejo de Ministros dé luz verde al techo de gasto para 2017 y el reparto del déficit entre las comunidades, la formación de centro no dispone aún de ningún dato cerrado desde el Ejecutivo. Eso, mientras la negociación sí avanza con el PSOE, partido que ya ha acordado con el PP la subida de determinados impuestos-tabaco, alcohol y bebidas azucaradas- y que avanza en el incremento del Salario mínimo, una de las exigencias del PSOE para apoyar el techo de gasto y las líneas básicas de los Presupuestos.

La negociación con los socialistas está resultando más intensa de lo previsto inicialmente. La carpeta de negociación compartida con el PP entra en el detalle del techo, los objetivos de déficit y el plan presupuestario que el Gobierno enviará a Bruselas en las próximas semanas.

En su lugar, Ciudadanos ha ido comprobando en las últimas semanas la escasa disposición del Ejecutivo a cumplir algunas de sus condiciones, como el aumento del techo o la recaudación del dinero de la amnistía fiscal. Sobre lo primero, los de Rivera asumen ya que no habrá subida, y se conforman con que el Gobierno lleve a cabo las medidas contempladas en el acuerdo de investidura. Pero de dónde se sacará el dinero ha pasado a ser ya una cuestión secundaria para Ciudadanos.

Desde el partido de centro no se niega les gustaría que la relación entre los socios “fuese más fluida”. Fuentes del partido reprochan además la escasa sintonía entre los dos ministerios implicados en las negociaciones, lo que lleva, aseguran, a plantear asuntos y datos contradictorios. “Hay discrepancias entre lo que se habla con Hacienda, que es además el encargado de negociar con las autonomías, y con Guindos, que se ocupa de trasladarlo a Bruselas”, se quejan. Como ya avanzó OKDIARIO, estos desacuerdos llevaron a que el vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, se quejase ante la vicepresidenta Sáenz de Santamaría.

Tan evidente es ya el ninguneo que desde Ciudadanos normalizan incluso que el Gobierno no les traslade acuerdos cerrados y se enteren apenas unas horas antes de que sean aprobados, por una nota de prensa.

En su lugar, el PP ha querido priorizar al PSOE, un partido que apoyará el techo de gasto por sus intereses en el FLA (Fondo de Liquidez Autonómica), la baza con la que juega el Gobierno.

En Ciudadanos celebran que los socialistas se impliquen en las negociaciones, aunque lamentan que lo hayan hecho para pactar una subida de impuestos.

El otro asunto que enfría las relaciones PP-C’s es el tema de la amnistía. El mensaje que se ha ido trasladando desde el Gobierno es que Hacienda no hará más movimientos para recuperar el dinero que le reclaman los de Rivera. De hecho, en un gesto evidente, los populares se abstuvieron el pasado martes a la moción presentada por C’s para obligar al Ejecutivo, y en su lugar, Montoro advirtió por activa y pasiva de que la amnistía no prescribe. Un discurso para templar a los socios ‘naranja’ pero que esconde la escasa o nula disposición de perseguir a los amnistiados.

Desde C’s afirman que pedirán un informe a los técnicos del departamento en el que se les justifique esa no-prescripción. No piensan en otras medidas para presionar al Ejecutivo.

INFORMA : OKDIARIO

loading…


diciembre 2nd, 2016 by